Inicio Baloncesto España deja buenos detalles en su primer test pre-Eurobasket

España deja buenos detalles en su primer test pre-Eurobasket

0
0

Casi un año después del desastroso partido que supuso la eliminación del Mundial celebrado en casa, la renovada selección de baloncesto echaba anoche a andar con el primer partido de preparación para el Eurobasket 2015. Bélgica era el rival elegido para la presentación de todas las novedades en el Palacio de  Deportes de La Guía (Gijón). El partido tenía el aliciente de ver con qué actitud se presentaba el conjunto de Sergio Scariolo en su segunda etapa al frente del combinado nacional, así como el de empezar a despejar algunas de las dudas respecto a la rotación básica y el estilo de juego.

Debido a las bajas notables de gente fundamental en otros compromisos en los últimos años, como Juan Carlos Navarro, José Manuel Calderón, Ricky Rubio o Serge Ibaka (todos por problemas físicos) y Marc Gasol (que decidió descansar después de 8 años acudiendo a la llamada del seleccionador), Scariolo ha tenido que dar un giro a su planteamiento para este verano: ha apostado por jugadores que llevaban tiempo haciendo méritos para estar en la lista, como Pau Ribas, y ha comenzado a incluir a una serie de jóvenes que están llamados a ser importantes en el futuro, caso de Willy Hernangómez, Guillem Vives o Nikola Mirotic. Entre los 14 nombres que aún figuran en la concentración (a falta de hacer dos descartes) también está Álex Abrines, aunque ayer ni siquiera se vistió de corto y por el momento es duda para formar parte de la docena definitiva que peleará por reconquistar el trono europeo.

Así, el primer amistoso de la llamada “Gira Ñ” dio comienzo con España formando de inicio con la base de un Real Madrid que lo ha ganado todo esta pasada temporada (Sergio Rodríguez, Sergio Llull, Rudy Fernández y Felipe Reyes) y Pau Gasol. Por parte de Bélgica, una selección que también estará en el Eurobasket y que a pesar de no parecer muy fuerte había derrotado a Grecia en su anterior amistoso, formaron Sam Van Rossom, Jean-Marc Mwema, Quentin Serron, Axel Hervelle y Kevin Tumba.

En los primeros minutos se vio a una España tratando de buscar tiros abiertos (así fue como llegó el triple que abría el marcador, obra de Llull) y con algunos problemas a la hora de cerrar el rebote defensivo, mientras que Bélgica optaba por un planteamiento de cuatro jugadores exteriores, pues Hervelle dejaba muy a menudo la pintura y se unía a la circulación de balón por el perímetro. Poco a poco España se fue calmando y comenzó a mandar balones a Gasol y Felipe Reyes, consiguiendo ventaja interior y despistando a la defensa belga. La pareja de bases del real Madrid (Lull y Rodríguez) ofrecía seguridad en los pases y rapidez de movimientos, y así consiguió la selección la primera ventaja (7-3) con un destacado Reyes (4 puntos).

Sergio Llull fue uno de los mejores de la selección y demostró que, al igual que hace en Real Madrid, tiene capacidad para llevar el timón de España.
Sergio Llull fue uno de los mejores de la selección y demostró que, al igual que hace en Real Madrid, tiene capacidad para llevar el timón de España.

En el tramo final del primer cuarto comenzó a verse el reparto de minutos, con Mirotic y Pau Ribas pisando el parquet por primera vez. El ala-pívot de Chicago Bulls lograba así el ansiado debut con la selección absoluta después de una carrera de éxitos en las categorías inferiores, mientras que el flamante fichaje del Barcelona también disfrutaba de sus primeros pasos con la camiseta de España (ayer sumó su 4ª internacionalidad). Ribas anotaba en el primer ataque de la selección con él en pista, y acto seguido Mirotic forzaba dos tiros libres  para poner el 14-6. Poco después se produjeron dos nuevos debuts, los de Willy Hernángomez y Guillem Vives. El atlético pívot de la cantera del Real Madrid fue uno de los que más ganas le puso en los minutos que estuvo en pista, mientras que Vives aún se mostraba algo tímido en la dirección y el juego de España se atascó ligeramente. Con una canasta de Bélgica casi con el reloj a cero, se llegaba al final del primer cuarto (14-10).

Con el regreso a pista de Llull, España encontró de nuevo la frescura y se fue en el marcador (22-12) gracias a un triple de San Emeterio y un poderoso 2+1 de Hernangómez. El combinado belga planteaba un baloncesto con mucha movilidad y repetía insistentemente el mismo patrón de cortes en busca del aro rival, pero si por algo destacó anoche España fue por la actitud defensiva, muy distinta de la exhibida en el pasado Mundobasket. De momento, Scariolo ha conseguido que el quinteto en su totalidad se mantenga intenso y con una buena colocación, pendiente de las ayudas y cerrando de manera muy clara el rebote defensivo, uno de los quebraderos de cabeza de la “era Orenga”. Con un triple de Rudy Fernández se llegó al descanso (36-23). El más destacado de la primera parte fue Sergio Llull, que ofreció un buen contraste con su compañero Sergio Rodríguez: el “aeroplano de Mahón” estuvo muy agresivo y acertado de cara a canasta, mientras que el canario destacó especialmente a la hora de asociarse con los demás, aspecto del que se beneficiaron de manera notable los interiores españoles.

Junto con Nikola Mirotic, el joven Willy Hernangómez fue el más destacado de la abundante lista de debutantes en la selección.
Junto con Nikola Mirotic, el joven Willy Hernangómez fue el más destacado de la abundante lista de debutantes en la selección.

En el tercer cuarto, Scariolo apostó por un gran cambio en el quinteto en busca de más pruebas: Sergio Rodríguez, Pau Ribas, Rudy Fernández, Mirotic y Hernangómez fueron los elegidos por el italiano, con Bélgica iniciando con Van Rossom, Mwema, Salumu, Hervelle y Gillet. De la mano de un Rudy inspirado en el triple, España llegó al ecuador de este período con una ventaja muy amplia (46-30), pero Hervelle fue el encargado de volver a ajustar el marcador gracias a su buen juego como ‘4’ abierto. A pesar de la buena actuación colectiva en la parcela defensiva (con mención especial a Hernangómez a la hora de rebotear y a Rabaseda, muy activo en lo poco que jugó), los ataques dejaron de ser fluidos y los belgas se acercaron en el marcador (50-41). Un arreón final a cargo de Felipe Reyes quedó ligeramente empañado por la importante cantidad de triples de Bélgica, que con un 3+1 de Wen Mukubu hacía que el marcador se quedase en sólo 7 de diferencia. Sin embargo, un gran triple de Llull sobre la bocina (tan acostumbrados nos tiene a este tipo de cosas) dejaba el electrónico en 59-49 a falta de los últimos 10 minutos.

Rudy Fernández intenta taponar una entrada del base belga Sam Van Rossom.
Rudy Fernández intenta taponar una entrada del base belga Sam Van Rossom.

En el último cuarto se vio quizá la peor cara de esta selección, con unos cinco minutos finales de sequía anotadora. A pesar de ello, el nivel defensivo no decayó y ello impidió que la remontada belga se completase. Los numerosos quintetos que sacó Scariolo tuvieron una marcada presencia de jugadores menos habituales, con sólo Llull y Sergio Rodríguez gozando de minutos en lo que a titulares se refiere. Hervelle continuó haciendo daño desde el perímetro, y un par de triples acercaron a Bélgica a cuatro puntos (65-61). En una decisión un tanto extraña, los belgas no hicieron falta en la última posesión de la selección española, prefiriendo quedarse con las sensaciones mostradas que con un intento desesperado de una victoria en un simple amistoso. De esta manera el primer partido de la gira se saldó con victoria 67-64, un marcador corto y ajustado pero que dejó buenas pinceladas de lo que busca Scariolo en esta nueva etapa al frente del baloncesto nacional.

El de ayer fue el primero de los siete compromisos que tiene España antes de que comience el fuego real, primero en Alemania para la disputa de la fase de grupos y posteriormente en Francia con las eliminatorias finales. Nuestra selección tiene la difícil misión de retornar a lo más alto del baloncesto europeo, única plaza junto a la de subcampeón que da acceso a los Juegos Olímpicos 2016 sin necesidad de disputar el Preolímpico. Aunque es evidente que quedan ciertos aspectos por pulir en estas tres semanas, con este primer test hemos advertido algunos brotes verdes: la consistencia e intensidad defensiva prácticamente durante todo el partido, la poca presencia de acciones de ataque precipitadas, la buena adaptación de unas caras nuevas que vienen a aportar desde el primer día, y sobre todo la decisión de no fatigar a Pau Gasol, el buque insignia, en partidos amistosos, pues ya habrá tiempo de que juegue mucho más que los escasos 9 minutos que le vimos anoche en Gijón.

JUGADORES MÁS DESTACADOS

ESPAÑA: Felipe Reyes con 16 puntos y 5 rebotes, Sergio Llull con 12 puntos, 4 rebotes y 3 asistencias y Nikola Mirotic con 8 puntos, 5 rebotes y 2 asistencias.

BÉLGICA: Sam Van Rossom con 13 puntos, 4 rebotes y 2 asistencias, Wen Mukubu con 13 puntos y 3 rebotes y Axel Hervelle con 8 puntos, 5 rebotes y 4 asistencias.

 

Compártenos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Recomendamos

El Cuatro Valles cuenta sus partidos por victorias

El conjunto de la Robla se enfrentaba contra el C.D BALOPAL en el municipio Roblano en un …