Inicio Balonmano ADEMAR Otros dos puntos que se escapan del Palacio

Otros dos puntos que se escapan del Palacio

0
0
  • El Bm. Benidorm supo asaltar el Palacio y llevarse la victoria en un partido marcado por la despedida a Jose Ludena. El Ademar se volcó en la despedida de uno de sus grandes baluartes pero no supo culminar su dedicatoria con una victoria.

El Palacio consiguió uno de sus mejores registros de asistencia en un partido que intentaba ser la mejor despedida a un histórico del club como se pudo demostrar con los más de siete minutos de aplausos previos al partido. Este ambiente no fue suficiente para llevar en volandas a un equipo que le sigue pesando la resaca del partido de Champions. Esta situación la supo aprovechar un Benidorm que supo jugar sus cartas a la perfección para llevarse una gran victoria del Palacio.

Primera parte igualada

Los alicantinos salieron sin miedo, y comenzaron a asediar la portería defendida por un excelente Nacho Biosca. Este impetu, unido a una congestión en el ataque leonés, daba las primeras ventajas a los visitantes que solo se veían frenados mediante espectaculares paradas del meta local. Tuvo que llegar Juanín García desde el extremo para poner calor al Ademar e igualar un encuentro que se le estaba poniendo de cara a los chicos de ‘Zupo’. Con el marcador en empate durante varios minutos, el Ademar quiso despegarse y fue con la salida de Alex Costoya, cuando pusieron tierra de por medio.

Los lanzamientos de larga distancia comenzaban a dar oxígeno al Ademar, para desesperación de un expresivo técnico visitante. Otra vez volvía a aparecer Biosca para dar las primeras diferencias al equipo de Rafa Guijosa. En los últimos minutos los locales comenzaban a despegarse, para culminar la primera mitad con un gol de Alex Costoya desde más de quince metros.

Un mal inicio les condenó

Los chicos de Rafa Guijosa salieron de vestuarios sin ideas en ataque y concediendo goles fáciles en su área, para desgracia de un Cupara que no tuvo su mejor día. El Ademar veía como no le salía nada y el Benidorm aprovechaba esta situación para endosarles un duro parcial de 1-7.

Pese a los dos tiempos muertos, los fallos seguían cometiéndose en ataque. Juanín y Piñeiro no conseguían culminar las jugadas, lo que seguía costándole disgustos a Rafa Guijosa. Para cortar la sangría introducía a Biosca, con un excelente resultado, pero ya era tarde para culminar otra machada en casa. El Benidorm se dejaba llevar en un ambiente hostil para poner un definitivo 28-29

Compártenos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Recomendamos

La Ponferradina calienta motores en Toledo

Segunda victoria conscutiva de la Ponferradina y primera a domicilio después de un año sin…