Inicio Fútbol 2a División B Cultural Leonesa 2017: Un año inolvidable (1/2)

Cultural Leonesa 2017: Un año inolvidable (1/2)

0
0
    • Primera entrega del repaso de un año que pasará a llenar las paginas de la historia de la Cultural.Todas las emociones, dudas, alegrías, triunfos, ascensos y despedidas, todo lo acontecido en los primeros seis meses aquí.

Se acaba el año y toca echar la vista atrás para repasar los grandes momentos vividos durante los 365 días en los que la Cultural y Deportiva Leonesa ha firmado uno de los años más importantes de su historia recientes e incluso que podría situarse entre los mejores años de su historia. Con Rubén De la Barrera al mando de una plantilla de jugadores que nunca saldrán de la memoria de los aficionados leoneses que semana atrás semana seguían de cerca las aventuras de su equipo, y que tras muchos años de sufrimiento llegaría el 2017 para premiarles por el amor de sus colores.

Y es que, con la segunda mitad del 2016 como buen agüero del año que venía, el 2017 no arrancaría de la mejor de las maneras posibles, pues tras el sueño de la Copa del Rey, donde nadie quería despertar en el Santiago Bernabéu, y una primera vuelta casi perfecta, solo manchada por la derrota en Tajonar, los leoneses volverían de su gira por Qatar con un bajón deportivo, que le pasaría factura en las primeras jornadas.

Enero: Los fantasmas se pasean por León

Tras una primera vuelta maravillosa y el equipo disfrutando de un momento dulce, las tierras navarras seguirían siendo la pesadilla dentro del sueño. Y es que, tras solo sumar una derrota en todo el torneo, para cerrar el 2016, ella ante el filial del Osasuna, los de De la Barrera abrirían el año con otra, esta vez en Tudela, donde caerían por la mínima tras un gol de Javi Cabezas. Junto a esa derrota, la mala racha se alargaría un partido más, pues la Cultural no pasaría del empate en casa ante la Ponferradina antes de retornar a la senda de la victoria, sumando bajas y altas entre medias como la de Samu Delgado, Iago Díaz, Cristóbal Gil o Cesar Morgado.

El Izarra sería la primera victima leonesa en el 2017, que visitaría el Reino de León y saldría derrotado en un partido dominado de principio a fin por la Cultural, que no daría opción ninguna a un conjunto de Tafalla que aguantaría bien, llegando incluso a neutralizar el gol inicial de Ortí, pero un error bien aprovechado por Viti haría el 2-1 que sacaría a los navarros del partido, quienes se centrarían en golpear al rival y no en remontar, costándole dos tarjetas tras el gol que haría de sentencia de Benja. Misma tranquilidad con la que cerrarían el mes, ganando 0-2 en casa del Somozas, colista de la categoría.

Febrero: El run-run no se quiere ir

Cuando parecía que se recuperaban las buenas sensaciones, pues los leoneses abrirían febrero venciendo en casa a un Coruxo que poco podría ofrecer para parar a la maquinaria leonesa (3-1), el miedo por los fantasmas del pasado volvería a León, y es que el equipo sufriría una mala racha en las primeras partes que le costaría puntos y más de un enfado al aficionado. Y es que, en el segundo partido del mes, la Cultural caería en Boiro (2-0) y sufriría la baja de Samu Delgado que se rompería apenas unos minutos después de saltar al terreno. Un fichaje de invierno que no volvería a vestir la camiseta en lo que restaba de temporada.

Para empeorar las cosas, la Arandina, equipo de la zona de descenso, pondría contra las cuerdas a los de De la Barrera en el Reino de León, donde la Cultural sacaría todo su corazón para remontar un partido que le costaría el puesto a Guille Vallejo, portero titular indiscutible hasta el momento. Y es que, tras una serie de errores garrafales del guardameta, el conjunto burgalés se pondría adelante por 1-3 a falta de 12 minutos, siendo un espectacular recital de Gallar lo que sacaría del atolladero a la Cultu, que finalizaría venciendo 5-3. Un partido que, pese a los tres puntos, dejaría mal sabor de boca, al igual que lo haría el empate sin goles la semana siguiente en el Hermanos Antuña.

Marzo: Las sensaciones vuelven en forma de lleno

Tras haber cumplido su sueño de llenar el Reino de León, De la Barrera podría ver nuevamente su ‘sueño’ hecho realidad, y sería la primera de muchas. Y es que el entrenador gallego conseguiría en marzo llenar el Reino de León en la visita del Racing de Santander, partido trascendental por el liderato del Grupo I. Antes, sin embargo, la Cultural hilaría dos victorias consecutivas, una que mejor que la otra: Primero, los de León vencerían en casa al Guijuelo gracias al doblete de Benja y un gol de Gallar para vencer, en Navarra, al Mutilvera por la mínima y jugando con dos hombres más, resultado que generaría dudas antes del partido del Racing.

Llegaría la fecha anunciada, un duelo entre los que hasta entonces habían sido los dos gallos de la competición (Posteriormente se uniría el Celta “B”, equipo que se subestimo durante gran parte de la temporada). Un encuentro con ambiente de lujo, con un lleno total en el Reino de León y con todos los ingredientes para vivir un partido alucinante: Gradas llenas, tarde soleada, nombres como Abdón Prats, Aquino, Heber, Gallar, Toni y Benja en las filas de ambos equipos. Todos los ingredientes menos el fútbol, que brillaría por su ausencia en n partido donde ambos equipos parecían dar por bueno el empate y que, por consecuencia, acabaría sin goles y sin emociones. Para cerrar el mes, cubriendo la baja de Gianni, Regalón debutaría en la goleada de su equipo ante el Palencia, en un partido más recordado por el feo gesto de la directiva castellana que por el fútbol.

Abril: Otro susto que casi mata

El cuarto mes del año llegaría con malas noticias para los de la capital del Reino de León. Y es que, por primera vez en el 2017, perderían la primera plaza de la tabla de clasificaciones, algo que ocurriría tras un trastabillado encuentro ante el Celta de Vigo “B”, equipo que propinaría la primera derrota para los de De la Barrera en casa tras un accidentado gol de Hicham, un celebrado empate de Gallar y un gol in extremis de Borja Iglesias que silenciaría la casa blanca. Tras eso, el viaje a Pontevedra no sería mucho mejor, pues los culturalistas dejarían ir una renta de dos goles, obra ambos de Colinas, para acabar empatando 2-2.

Lejos de venirse abajo, y conscientes de que el objetivo del Play-Off era prioritario, el equipo supo rearmarse, recuperando el nivel ante el Racing de Ferrol (1-3) y esperando que los dos primeros, Racing y Celta, perdiesen puntos. Algo que sucedería a solo tres jornadas de ocupar la cabeza, cuando el filial celeste caería en casa 0-3 ante el Boiro y permitiría a la Cultu, que vencía esa semana al Burgos con doblete de Benja, ocupar la segunda plaza, dejando como líder solitario al conjunto cántabro.

Un equipo que poco duraría en la cabeza, pues solo siete días más tarde, en la última jornada del mes de abril, lo que se perdió en la primera semana se recuperó. Y es que los de Viadero caerían en Guijuelo por la mínima, a la par que el Celta empataba en Aranda de Duero, devolviendo el liderato a la Cultura y Deportiva Leonesa que vencía esa semana por 3-1 al Lealtad gracias a los goles de Gallar y Benja. Un impulso de moral a pocas semanas del Play-Off

Mayo: Un mes especial en el corazón del culturalismo

Con solo dos partidos restantes en la lucha por el primero de los objetivos de la temporada y con el liderato recientemente recuperado, la motivación, tanto de la plantilla como de la afición, sería máxima, siendo prueba de ello el partido en el Jose Zorrilla, donde se celebraría el encuentro entre el filial blanquivioleta y los leoneses, saldándose con goleada y fiesta en la grada. Una fiesta que una semana más tarde se trasladaría al Reino de León, donde, no sin antes sufrir, la Cultural se proclamó campeona del Grupo I de Segunda “B”, el primer paso se había conseguido.

El primer paso estaba dado, pero faltaba el segundo. Un campeón esperaba a los leoneses en un duelo a muerte por el ascenso a la división de plata y para suerte o desgracia, la Cultural se vería emparejada con un Barcelona “B” que prometía ser el coco del sorteo. Lejos de venirse abajo, en la ida, los de De la Barrera saltarían al Mini Estadi para dar una clase magistral de fútbol en casa de FC Barcelona nada más y nada menos. Los leoneses se adelantarían gracia a Gallar y Toni cerraría con un golazo que haría estallar en éxtasis a los aficionados que ocupaban el fondo acompañando a su equipo.

La vuelta, pese a la renta inicial, no sería un paseo para los de León, que pese a ello dominarían igualmente el partido, hasta que un error defensivo acabaría con el gol blaugrana. Un gol que silenciaría la fiesta leonesa, solo durante unos minutos, pues Colinas, a quien el fútbol le debía un ascenso, igualó el partido y la fiesta volvió a estallar en el Reino, una fiesta que llegaría a su punto más alto cuando Gallar hacía el segundo y el arbitro decretaba que la Cultural y Deportiva Leonesa era un equipo de Segunda División más de 40 años después de su último ascenso.

Junio: Campeón de campeones y despedida

Campeones del Grupo I, ascenso a Segunda División. La Cultu solo necesitaba un premio más para cerrar una temporada de ensueño, un premio poco trascendente que,

sin embargo, acabaría igualmente en las vitrinas leonesas. El Campeón de Campeones. Un viaje a Lorca y dos partidos con poca historia que terminarían con la Cultural ganando todo lo posible en su mejor año en mucho tiempo.

Sin embargo, junio no serían todo alegrías, pues la gran temporada haría que llegasen cambios, salidas de jugadores como Toni, que volvería a Pucela, Gallar con destino a Huesca, Benja y Guille a Elche, Forniés a Murcia entre otros. La plantilla histórica era desmantelada para preparar el año que se avecinaba en plata.

Compártenos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Recomendamos

Golazo para estrenar el casillero del Júpiter

El Júpiter Leonés consigue romper su mala racha de cara a portería de 335 minutos oficiale…